• Videojuegos Retro
soloretro
Xevious - Amstrad CPC de Probe Software (1986)

Xevious - Amstrad CPC de Probe Software (1986)

  • 5 de octubre de 2019

El piloto de combate Strong estaba patrullando una zona desconocida de Uro, conocido como el planeta verde, cuando vio pasar a su alrededor una incontable cantidad de misiles. Los esquivó y se puso a reconocer la zona en vuelo rasante.

Índice


Ficha de Xevious

Videojuego: Xevious

Sistema: Amstrad CPC

US GOLD

Programadores: -

Año: 1986


Análisis de Xevious

Amstrad Semanal nº80

La siguiente sorpresa vino del cielo; un autentico enjambre de naves descendieron con la evidente intención de ocuparse de él. Lo que no sabían era que Strong era uno de los mejores pilotos de combate de la galaxia. La lucha seria mas difícil de lo que pensaban.

Este podría ser el tema del juego, que nos remonta a tiempos pasados, cuando en los bares había casi únicamente juegos de este tipo.

Evidentemente, lo antiguo no es sinónimo de malo y prueba de ello es la vuelta de este tipo de juegos después de una temporada, con los toques de actualización necesarios. Xevious, de U.S. Gold, es prueba de ello, y esta aquí con la sana intención de hacernos pasar un rato agradable.

Gráficamente no es muy destacable, la definición podría haber sido mejor, aunque el color esta bien logrado. Lo que no nos termina de convencer en absoluto es el movimiento.

Debería ser más ágil, más rápido; en este tipo de juego es fundamental la rapidez de la acción.

Pero, si estamos relajados, nos parecerá interesante. Contra gustos no hay nada escrito.

Xevious esta distribuido por Erbe.

Digno de mención: El tema. Es el típico juego de fuego y acción trepidante.


Reseñas de Xevious

Amstrad Acción

Otra versión, esta vez realizada por U S Gold de un arcade de las máquinas. El juego es del tipo 1942 de Elite y transcurre por una venta na que ocupa las 3/5 partes de la pantalla, el resto está dedicada a la puntuación y al indicador de vidas.

A los mandos de nuestra nave de combate Solvalu deberemos de defender la Tierra de los invasores Xevious. Hemos de acabar con todas las naves enemigas que encontremos en nuestra ruta y asimismo destruir los depósitos situados en tierra y que nos disparan mortíferos proyectiles. El objetivo final del juego será destrozar el reactor central de la nave Insignia Xevious.

El juego se desarrolla a vista de pájaro, como 1942. El control lo podemos realizar con joystick o teclado. Disponemos de varios movimientos útiles como es el de avanzar a mayor velocidad que la normal y el de retroceder. Estos son necesarios para esquivar los proyectiles enemigos y para disparar contra sus emplazamientos de cañones en tierra. El ataque es masivo y continuo por lo que deberás estar alerta constantemente. El juego se puede parar con la tecla de escape.

Gráficamente Xevious está bastante bien y tiene un colorido agradable. La forma de juego es sencilla y cuenta con un scroll muy suave Xevious es adictivo.

Tu Micro Amstrad

Todos aquellos programas que intenten retroceder algún tiempo en la corta historia de los juegos de ordenador, y situarse en sus orígenes, cuya única misión era la de masacrar miles de marcianos, matar centenares de «moscas», y destruir docenas de asteroides, serán siempre bienvenidos.

Son muchos los fans de los juegos de «matar». Todavía no está muy claro el porqué de ese sentimiento de bienestar después de realizar un ataque masivo contra una base alienígena, liquidar «tropecientos» marcianos, y no dejar piedra sobre piedra, o hierro sobre hierro, de la nave nodriza extraterrestre. Es posible que los asociemos con algunos personajes de la vida real, tales como políticos, profesores, suegras, árbitros...

Lo cierto es que la finalidad de estos deliciosos videojuegos es tan sólo aliviar un poco la tensión de un día ajetreado, un descanso entre horas de trabajo... o de siesta. Y éste es ni más ni menos que el caso de este programa: Xevious, de ERBE.

La acción transcurre en un lejano planeta, únicamente real en la imaginación del programador y en la pantalla de nuestros ordenadores. Se nos permite jugar uno o dos jugadores, utilizando o no el joystick. Apretemos el botón de comienzo y trasladémonos hasta allí.

Debemos, como de costumbre, luchar nosotros solos, ¡qué digo nosotros, tú solo!, contra un ejército de cientos de miles de millones de billones de enormes y malévolos marcianos, de todas formas y tamaños. Por el camino hasta su base existen construcciones alienígenas que nosotros, con toda la mala idea del mundo, hemos de destruir a toda costa, pues dan más puntos.

Poseemos dos cañones: uno de laser y larga distancia que se los carga de tres en tres, y otro lanzador de bombas ya que vamos en una nave espacial último modelo), para acabar con las construcciones que haya por la ruta. Algunas de éstas tienen sorpresa, pues se trata de lanzadores de misiles, y deberán ser los primeros que se pongan en medio de nuestro punto de mira.

Pasaremos por tierras, desiertos, bosques, mares, lagos, carreteras y bases, hasta llegar a nuestro objetivo final. Nuestro especialista en juegos todavía sigue investigando cuál es este ansiado último objetivo, y desde ayer está ingresado en la UVI (Unidad de Videojuegos Intensivos) sin alcanzar el éxito por el momento. Sin embargo, nadie duda que con su extremada habilidad y técnica, su exagerada inteligencia e ingenio, su relevante personalidad, consiga sus propósitos.

Hablando ya en serio, con este programa pasaremos largas horas de entretenimiento a tope, ganaremos varias dioptrias más de vista delante de la pantalla del monitor, y partiremos en dos piezas otro par de joysticks.

Sistemas


Valoración de Xevious

  • Originalidad: -
  • Gráficos: -
  • Movimiento: -
  • Sonido: -
  • Dificultad: -
  • Adicción: -