• Videojuegos Retro
soloretro
Myth: History in the Making - ZX Spectrum de System 3 Software (1989)

Myth: History in the Making - ZX Spectrum de System 3 Software (1989)

  • 7 de octubre de 2018

La evolución de la vida procreó sabiduría en la mente del hombre y las argumentaciones fantásticas dejaron de ser creíbles y se convirtieron en simples mitos. Los dioses perdieron el poder de la ignorancia y los seres pudieron decidir por sí mismos su destino.

¿Qué quieres saber?


Ficha de Myth: History in the Making

Videojuego: Myth: History in the Making

Sistema: ZX Spectrum 48K/128K

System 3 Software

Programadores: Concept Animations (Neil Dodwell, Dave Dew)

Año: 1989


Análisis de Myth: History in the Making

Y el mundo de los inmortales se agitaba en luchas por el dominio de la luz y de la oscuridad. Damerón, dios intrigante y poderoso, había conseguido derrotar a todos los que se negaron a ayudarle en el plan que concibió. Sólo, pero increíblemente fortalecido por el combate, se alzaba como único vencedor y dispuesto a cambiar el transcurso de la historia. El resto de los dioses aún no había librado la última batalla. Reunidos secretamente en un consejo, incapaces de levantarse contra Damerón, pensaron que lo más conveniente era reclutar a un humano del futuro, que fuera inteligente, fuerte y valiente, pero que sobre todo tuviera una fe ciega en la creencia de un mundo superior, mitológico.

Penetramos en la confección de la historia. Miles de años antes de Jesucristo, en la época de sabios y humanistas, de temerosos en la providencia, vivimos la aventura más arriesgada.

«Myth» se divide en cinco fases que corresponden a cinco períodos de la historia. En cada época deberemos recoger cinco esferas de teletransporte que permitan la aparición del icono maestro y nuestro posterior viaje a través del tiempo.

Un infierno dantesco nos da la bienvenida. El cementerio que alberga restos humanos se encuentra sobre nosotros. A nuestro alrededor sobresalen cofres, vasijas y objetos antiguos que destrozaremos con fuertes golpes para recoger elementos necesarios si queremos completar la primera misión. Las dos esferas que inician el juego se encuentran a izquierda y derecha del comienzo, protegidas por guardianes que tendremos que eliminar mediante tas bolas de fuego que descubriremos en los cofres. La tercera esfera permanece en la parte baja del mapeado y hacia la derecha. Para hacernos con ella únicamente debemos acabar con los esqueletos inmóviles que bloquean el camino. El último círculo es celosamente guardado por un precipicio de fuego, cuya distancia hace imposible el salto. Sin desesperarnos, nos haremos con diez cabezas de esqueleto que tiraremos al vacío para que surja una plataforma que nos permita recoger la esfera.

El único enemigo que puede darnos guerra es el dragón. Eliminado con ingentes golpes de tridente, soltará la llave de la puerta donde se encuentra la última esfera. Una vez que te hayas hecho con ella, busca el icono maestro y prepárate para ir a Grecia.

Armado con un escudo y una espada, accede el héroe al clasicismo del Partenón. Los esqueletos se han convertido en espíritus flotantes y los horribles guardianes de esferas son ahora criaturas mitológicas con algo de humano. La misión, como en el cementerio, será la de conseguir las cinco esferas y el icono maestro. La forma de llevarla a cabo también es similar y el primer paso es destruir los molestos espíritus que nos siguen constantemente.

Como a los Argonautas, no dejes que la ninfa te engañe y cuando descubra su verdadera estampa, deja que se eleve para que puedas penetrar en el escenario más oscuro y tenebroso, donde aparece Medusa. Ni las serpientes ni su mirada petrificante podrán evitar que recojas una nueva esfera. El aire es asfixiante y un olor a pútrido se extiende por el lugar sin que aciertes a comprender qué ocurre. Es Quimera, el gigantesco dragón de varias cabezas, el que inunda el ambiente. Destrúyelo y huye lo más rápido posible haciendo uso del teletransportador.

Por fin, el mar. El barco vikingo es lo único firme que pisamos, aunque la compañía no es precisamente la idónea. Luchar contra los valerosos guerreros es ta solución para bajar a tierra. En un escenario lineal recogeremos dos objetos que reclaman nuestra atención con más fuerza que los demás: El pergamino cita un conjuro mágico que te permitirá abrir la tumba donde reposa la llave y, los rayos, que son el otro objeto, te servirán para acabar con la estatua del Rey Vikingo que permanece en la plaza de la fortaleza.

Egipto, Nilo, Pirámides. Nuestra pistola está cargada y la entrada está abierta. Los faraones pretendieron que sus tumbas fueran inaccesibles y para ello construyeron innumerables trampas que se esconden en baldosas que se deshacen, enormes bloques de piedra que caen desde arriba y temibles péndulos que se ponen en marcha con un movimiento mortal.

Nuestro objetivo será explorar los escenarios a los que conducen las cuatro puertas que aparecen al comienzo. Solamente con colocarnos encima de ellas y presionar izquierda y fuego, penetraremos en su interior. En cada una de las cámaras a las que dan entrada podremos recoger unos objetos de decisiva importancia: Cuatro ánforas, un ank o símbolo de la vida y un gran ojo que hace posible el entrar en nuevas pantallas.

Si escapamos de trampas y malos ardides faraónicos, llegaremos a la cámara mortuoria, en cuyo centro descansa un fastuoso sarcófago. Aquí vendríamos a utilizar los objetos que hemos recolectado, las ánforas harán renacer al Emperador egipcio y los símbolos de la vida permitirán defendernos del enfado del egipcio despierto.

El viaje a través del tiempo ha concluido. Damerón está furioso porque has podido corregir el fatal impulso que había dado a la historia. Ahora la indignación se centra en ti, ya no hay nada contra la humanidad, has sido tú quien ha provocado su ira y debes pagarlo.

En el espacio vacío, tú y Damerón. Una pequeña persona y un rostro inmenso. La lucha contra el dios se divide en cuatro etapas, durante las cuales debes disparar contra la zona de la cara que suelte los proyectiles. Cuando hayamos mutilado cuatro partes de su faz, Damerón se desvanecerá con la espectacularidad propia del que hubiera podido ser el nuevo amo del mundo.

En todo momento, nuestro personaje podrá utilizar diferentes armas para hacer frente a los enviados de Damerón. No sólo disponemos de la fuerza inicial sino que existe un inventario de objetos, representado por unos iconos en la parte superior. Estos iconos hacen referencia al número de usos de cada objeto que pueden ser ilimitados o tener un número tope.

La opinión del jugador debería ser la de fantástico programa, atractivo y original. El argumento aprovecha los viajes espacio temporales y se juega con la mitología en su aspecto más terrorífico, lo que da al programa un cierto misticismo inundado por la originalidad en ciertas partes del producto.

El gráfico se mueve en lo inteligente y deja de ser recargado para hacerse más perfecto, resaltando sin duda la calidad derrochada en guardianes, dioses y esqueletos con cara de malvados que pueden hacer surgir la carcajada.

Un programa plagado de detalles curiosos e inesperados y de una dificultad bastante grande, que lo hace aún más entretenido. «Myth» es un juego distinto que no te hace falta salir de muchas fronteras establecidas para hacer las delicias del usuario.


Reseñas de Myth: History in the Making

Dameron, uno de los dioses más malos (pero malo de verdad) de todo el espectro divino, está reformando a todos sus compañeros para convertirles al mal y así poder cambiar nuestro pasado, nuestro presente, nuestro futuro y, en suma, nuestro destino.

Pero no vamos a consentirlo y por ello te vas a trasladar a la antigua Roma, a Grecia y a Egipto, donde deberás enfrentarte a todos los obstáculos que Demeron ha dispuesto para que la maldad reine sobre la tierra.

Medusa, Hydra, trolls, esqueletos y un sinfín de malvadas variedades intentarán que vuestro viaje al pasado sólo sea de ida.


Pokes de Myth: History in the Making

  • Level 1 -> 31167,225:31168,195:31169,69:31170,122
  • Level 2 -> 31093,225:31094,195:31095,251:31096,121
  • Level 3 -> 31149,225:31150,195:31151,51:31152,122
  • Level 4 -> 31216,225:31217,195:31218,112:31219,122

Valoración de Myth: History in the Making

  • Gráficos: 93%
  • Movimiento: 92%
  • Sonido: -
  • Adicción: 87%
  • Nota final: 95%

Vídeo relacionado